¿Qué es capaz de conseguir la rinoplastia?

La nariz es uno de los rasgos faciales que más determinan nuestra belleza. Cada elemento del rostro tiene sus funciones: la mirada, la sonrisa, las orejas, las mejillas… Y la nariz delimita nuestro perfil, configura cómo los demás ven nuestra silueta. Las imperfecciones nasales pueden comprometer seriamente la imagen de nuestra cara, nuestro atractivo. Miles de personas han pasado por nuestra clínica para encontrar una solución a narices demasiado prominentes, puentes pronunciados y formas puntiagudas. La rinoplastia es la intervención quirúrgica ideada para eliminar estos defectos y, hasta ahora, ha conseguido resultados de éxito. ¿En qué consiste exactamente? ¿Qué es capaz de conseguir?

La rinoplastia es una intervención quirúrgica destinada específicamente a la corrección de deformaciones nasales mediante la modificación de la forma, lo que nos lleva a una mejora del equilibrio y la armonía facial. Es una de las intervenciones más frecuentes que realizamos en nuestra clínica, por lo que nuestra experiencia en manejar estos casos es notable. Existen diferentes técnicas para llevar a cabo esta operación, pero la más común es la que denominamos rinoplastia cerrada: se realiza a través de incisiones en el interior de los orificios nasales, sin dejar ninguna cicatriz visible. No obstante, en casos de gran deformidad se recurre a la rinoplastia abierta, que se completa con el corte de las membranas de la punta al dorso.

La rinoplastia nos permite alcanzar aquello que desea el paciente, siempre y cuando sus aspiraciones sean realistas. Nuestro equipo es capaz de mejorar la forma de la nariz de acuerdo con el rostro de cada persona gracias a un estudio fotográfico y con la ayuda de un software especial. Incluso podemos hacer una cirugía virtual para que el paciente aprecie los cambios que va a obtener y pueda visualizar cómo se verá su cara cuando tenga la nueva nariz. La rinoplastia supone un transformación del rostro: hay un cambio significativo entre el antes y el después. Por ello, la decisión de someterse a la misma tiene que estar muy meditada y debe consultarse con un profesional cualificado.

Los resultados de esta intervención son, por lo general, muy gratificantes. El paciente olvida su imagen anterior con rapidez y experimenta cambios en ocasiones sorprendentes. Además de una modificación física, también se transforma el carácter: el paciente se muestra más feliz, sin complejos, vergüenzas o preocupaciones. Así pues, tiene una positiva repercusión psicológica.

Para más información acerca de la rinoplastia y de lo que es capaz de conseguir, síguenos en nuestras redes sociales y comparte tus dudas con el equipo de Dr. Junco, Cirugía Plástica y Estética. Cualquier pregunta o petición será bien recibida y gratamente resuelta.

Rate this post
Please follow and like us:
Posted in:
About the Author

Dr. Oscar Junco

El Dr. Óscar Junco es Licenciado en Medicina y Cirugía por la Universidad de Barcelona. Inicia su especialidad en 1999 en el Hospital Universitario Vall d´Hebron en Barcelona, en la Unidad de Cirugía Plástica y Quemados. Desde 2009 dirige su propio equipo “Dr. Junco, Cirugía Plástica y Estética” con sede en Hospital Cima, Barcelona.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.